Diego Maradona se metió en la interna de Boca al comentar que “los jugadores hacen bien en decir que no les gusta la forma de jugar”. Desde Dubai, el actual técnico del Al Wasl de Emiratos Árabes también aclaró que “no me gusta nada del fútbol argentino”.

"No me gusta para nada el fútbol argentino. Está parejo para abajo y yo hubiese querido que fuera al revés. Me gustaría que los equipos salieran a atacar", dijo el 10.
 
Con respecto a Boca, Diego habló sobre el tema de la semana al explicar que “vi el partido contra Unión y no se lo llevó por delante Los jugadores hacen bien en marcar que no les gustó el juego. La autocrítica es necesaria. Boca está a tiempo, porque tiene grandes jugadores. Jugar así no es divertido". 
 
Cambiando de tema, Maradona le apuntó a Alejandro Mancuso, quien fuera su ayudante de campo en la Selección Argentina: “Los que le creyeron a Mancuso, que se quemen con él. Ruggeri hoy está jugando con Mancuso, no me cree que me estafó".